Esporas

Una espora viene a ser como un mecanismo de defensa que ciertas bacterias producen con el fin de defenderse de factores externos que pongan en riesgo su existencia. Se sabe que las esporas bacterianas suelen tener paredes gruesas y ademas tienen la capacidad de resistir las altas temperaturas, así como la humedad y algunas otras condiciones desfavorables.

Por otro lado también se sabe que incluso los desinfectantes químicos a pesar de contar con la capacidad de destruir las bacterias, sin embargo no pueden destruir sus esporas. por lo que se cuenta con un proceso denominado esterilización el que se encarga de la destrucción de las esporas y las bacterias, para lo cual se requiere de altas temperaturas aplicadas bajo altas presiones. En los hospitales, el proceso de esterilización se realiza haciendo uso de un aparato llamado autoclave.

Técnicamente la espora se forma cuando se dan condiciones desfavorables, donde muchas bacterias tienden a concentrar el citoplasma, de manera que logran envolverse en una especie de cápsula, etapa de reposo que también se le conoce con el nombre de espora, sin embargo no se debe confundir este tipo de estructura con una célula reproductora, por lo que no se puede comparar con las esporas que forman otro tipo de organismos.

Es así que ciertas bacterias producen esporas como mecanismo de defensa, por lo que las esporas bacterianas tienen características particulares ya que poseen paredes gruesas y ademas son muy resistentes a las altas temperaturas, así como a la humedad. Por tanto la función de las esporas es sobrevivir en condiciones de tensión ambiental, lo que las hace también resistentes a la radiación ultravioleta y gamma, así como a la desecación, al hambre y a los desinfectantes químicos.

Cuando nos referimos a una Endospora, se trata de una sustancia inactiva, resistente y no reproductiva, las cuales se encuentran en el suelo y el agua, donde ademas pueden sobrevivir por largos periodos de tiempo. Algunas bacterias que en este estado resultan nocivas, tal es el caso de las bacterias Clostridium que tienden a formar esporas que causan la gangrena gaseosa.

Asimismo las esporas de las bacterias poseen una cubierta fina, la cual es conocida como exosporium, que tiende a cubrir la capa de la espora, la cual es impermeable a muchas sustancias tóxicas y ademas puede también contener cierto tipos de enzimas implicadas en el proceso germinación. Ademas la base de la espora tiene estructuras típicas de la célula como ADN y ribosomas, sin embargo carece de un metabolismo normal. Ademas contiene Calcio en su base, que sirve para estabilizar el ADN, que ademas es resistente al calor y a los agentes oxidantes y el ácido dipicolinico que hace que la espora tenga una resistencia térmica.

Por otro lado los hongos pueden formar esporas pero como corpúsculos muy ligeros, que se transportan en suspensión en el aire, y que ademas cuentan con caracteres sexuales diferenciados. Estas esporas se forman en la etapa fértil, y para poder germinar, necesitan ciertas condiciones ambientales favorables. Estas esporas al germinar generan un micelio primario, que al unirse a otro similar originan un micelio secundario donde se formara la hifa binucleada, que a su vez dará origen a una célula terminal denominada basidio, formando el micelio terciario, que vienen a ser los tejidos especializados que forman al cuerpo fructífero, que es portador de esporas. Cabe recalcar que las esporas que generan los Hongos son específicamente para propósitos reproductivos, mientras que las bacterias producen la endospora de manera interna en ambientes hostiles o desfavorables para su supervivencia.

Finalmente podemos concluir que las esporas producidas por las bacterias solo cumplen la función de defensa contra factores externos, lo que vale decir que el objetivo es sobrevivir a un ambiente que presenta condiciones desfavorable, mientras que las Esporas producidas por hongos, tan solo cumplen funciones reproductivas.